Nulidad del matrimonio en la Iglesia Católica

Publicado por Graciela
9 de septiembre de 2015, 11:00am |

El Vaticano anunció que el Papa Fransisco ha simplificado el trámite de nulidad del matrimonio en la Iglesia Católica que comenzará a regir a partir del 8 de diciembre con el comienzo del próximo año del Jubileo de la Misericordia. Como establecen los dos “motu proprio” (documentos papales) firmados por el sumo pontífice, desde dicha fecha, las parejas podrán efectuar dicha solicitud de una manera ágil, simple y gratuita.

La solicitud de la nulidad del matrimonio en la Iglesia Católica podrá ser decretada por sentencia única cuya decisión será tomada de manera directa por el obispo en los casos más claros. La misma se explica en los llamados Mitis Iudex Dominus Iesus y Mitis et misericors Iesus que modifican el código de derecho canónico y en el código de los cánones de las congregaciones orientales.

El Derecho Canónico requería que la solicitud de la nulidad del matrimonio sea analizada por dos tribunales en instancias sucesivas, cada uno de ellos contribuido por tres jueces. De ahora en más, el proceso breve permite que la sentencia la de un solo juez de primera instancia. Además, las reformas dan potestad al obispo para que juzgue los casos más evidentes.

En caso de requerirlo, la persona podrá realizar un recurso de apelación a la sede apostólica, el llamado Tribunal de la Rota Romana.

Para justificar estos cambios en el proceso, el Papa indicó que se han efectuado con el fin de producir un acercamiento a los fieles que se alejan de la Iglesia por sus estructuras jurídicas a causa de las distancias físicas o morales.

Por otro lado, Jorge Bergoglio recientemente ha anunciado que los sacerdotes podrían absolver el pecado del aborto a lo largo del Jubileo de la Misericordia, el cual comenzará el 8 de diciembre de 2015 y finalizará el 20 de noviembre de 2016. Hasta el momento, el mismo representa de un pecado tan grave que el que lo cometa o faciliten para que se hagan deben ser excomulgados y únicamente un sacerdote lo puede resolver por orden de un obispo o del Papa.

Últimos comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *