El Banco Central y ANSeS definen medidas para que no se frene el crédito

De manera conjunta el Banco Central y la ANSeS  a través de distintas herramientas pretenden hacer frente al súbito frenazo del crédito. Este fenómeno  preocupa al Gobierno porque impactará de lleno en la actividad económica,  se intensificó desde la semana pasada, con fuerte suba de las tasas de interés, y la decisión de muchos bancos de salir a cortar líneas a individuos y a empresas, incluso las de cortísimo plazo.

En los Estados Unidos y Europa esto ya se produjo y se denomina “crédit crunch” implica que los créditos se frenen por la falta de liquidez y desconfianza en el mercado. Como consecuencia trae aparejado el corte de la cadena de pagos.

Hoy Martín Redrado decidió adoptar medidas parecidas a las que ya hace algún tiempo implementaron los bancos centrales de países desarrollados, como es la creación de una nueva ventanilla de liquidez, que consistirá en habilitar préstamos a los bancos contra la entrega de cartera comercial. Los bancos que precisen recursos para hacer frente a la salida de depósitos podrán entregarle su cartera de préstamos personales, hipotecarios o a empresas al Central para hacerse de plata fresca. Se dispondrá que este financiamiento se otorgará a un plazo de 90 días.

Los Bancos subieron las tasas de intereses anuales hasta un 30% para descontar cheques a no mas de 30 días, luego en la mayoría achicaron a la mitad los descubiertos ya aprobados en las cuentas corrientes o en el peor de los casos los suspendieron. Además que ya se cortó la cadena de prestamos debido a la salida de depósitos.
 

 

 30/10/2008 – Ámbito Financiero 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *