El Gobierno lanza un Plan Estratégico Agroalimentario

Cristina Fernández de Kirchner, presidenta de los argentinos, junto a Julián Domínguez, el Ministro de Agricultura de la Nación, lanzaran un Plan Estratégico Agroalimentario 2016-2020, que prevé incrementar la producción del campo argentino en un 60 % para el año 2020. Para que tenga éxito esta iniciativa el trabajo será realizado conjuntamente entre el estado con más de 40 universidades nacionales, las distintas entidades del agro y organismos como el INTA, el INTI y el SENASA, entre otros.

La presidenta juntó con el Ministerio de Agricultura lanzarán un Plan Estratégico Agropecuario. Télam informó que, Julián Domínguez les adelantó que con el plan se aspira a que:

  • “las universidades puedan repensar la formación educativa a través del modelo de país que hoy existe”.
  • “No nos cansamos de repetir al decir que la población rural es superada por la urbana, esto implica un cambio en las costumbres de la población. A todos nos ha despertado una nueva realidad, donde el paradigma del siglo XX, donde la centralidad estaba puesta en Europa, comenzó a cambiar por China, India y los países en desarrollo”.
  • “hay que aumentar la productividad y el rendimiento”.
  • “Con el plan, vamos a cumplir en 10 años las metas que la FAO fijo para los próximos 40”.

Desde la Organización de las Naciones Unidas, ONU, institución encargada de los alimentos, para los próximos 40 años será necesario incrementar la producción un 70 %para abastecer el exponencial crecimiento de la demanda mundial.

De acuerdo a lo que puedo trascender, el plan estima a futuro en cuanto a cereales una demanda creciente por alimentos y por energía, relaciones stock-consumo más ajustadas y mayores precios.

Además, se espera que sea favorable el contexto ambiental, climáticos y climático-bióticos, y un incremento en la producción sustentado fundamentalmente en el aumento de los rendimientos por hectárea.

También el proyecto, en lo relacionado con las oleaginosas, contempla un contexto internacional favorable por demanda creciente por alimentos (harinas y aceites) y por energía, además de un complejo sojero netamente exportador.

Las presunciones favorables en que la soja aumente su productividad y de áreas, mientras que en el girasol se ve un contexto de estabilidad en productividad, área, producción y localización del cultivo en ambientes más limitantes.

Hoy por la tarde, desde la Residencia e Olivos, la mandataria presentará el Plan Estratégico Agroalimentario, en presencia de Julián Domínguez, ministro de Agricultura y demás funcionarios del aérea agrícola.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *