Créditos Bancarios a Tasa Fija

Mercedes Marcó del Pont, la flamante recién presidenta del Banco Central de la República Argentina, BCRA, la semana pasada acordó con los banqueros una agenda de trabajo ya que pretende promover créditos a tasa fija al sector privado, en una reunión amigable en el que se destacó la estabilidad de los depósitos a pesar de la traumática salida de Martín Redrado de la entidad, fuentes que participaron en la reunión precisaron que muy a pesar de la  turbulencia en torno del uso de reservas, “los depósitos crecieron en enero”.

El encuentro se realizó en un marco de contacto inicial con los representantes de las distintas cámaras de los bancos, Marcó del Pont, estuvo acompañada por Miguel Pesce,  vicepresidente de la entidad, su presencia en el encuentro fue destacada por los banqueros como un gesto importante de la nueva presidenta de la entidad.

Pesce estuvo a cargo del BCRA cuando Martín Redrado fue sustituido de su puesto, y su presencia en la reunión además de política, fue técnica, ya que se encuentra en el banco desde el año 2005 y es reconocido como entendido en la materia.

Además, estuvieron  Jorge Brito, titular de Adeba, Mario Vicens, presidente de ABA, Juan Carlos Fabrega, presidente de Abappra, Carlos Heller,, vicepresidente de la misma entidad,  y Ricardo Maistch, tesorero de la Asociación de la Banca Especializada, ABE.

Según publicación del Diario La Nación, Heller dijo que: “hubo coincidencia en la estabilidad registrada en el sistema financiero, pese a las turbulencias políticas, reflejando el contexto de fortaleza macroeconómica”. Según trascendidos, cada uno de los invitados, en el encuentro trazó un panorama sobre la situación financiera. Los dirigentes del sector ratificaron la solidez y solvencia del sistema y destacaron el proceso de crecimiento de los depósitos que se ha venido verificando en los últimos meses, pese al aumento de la demanda en el dólar minorista y a la baja en las tasas de interés. En ese sentido, tampoco habría sido significativa la dolarización de las colocaciones en los bancos.

Entre los presentes hubo coincidencia de la alta liquidez que muestra el sistema, acordándose trabajar sobre alternativas que permitan volcar parte de esa liquidez a la economía real. Al respecto, los participantes acordaron que cada asociación elaborará una agenda de trabajo. También, coincidieron en pedir que se aceleren medidas que ya comenzaron a impulsarse, como la simplificación de los trámites para tomar préstamos.

Para todos los presentes, como objetivo final es conseguir que haya créditos con tasa fija. Por lo que uno de los participantes indicó que:  “Esa es la variable que falta y que unifica los temores tanto de los bancos como de los eventuales demandantes del crédito, por la incertidumbre que genera la tasa variable en el largo plazo”.

La Nación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *