Disputa entre la AFIP y las grandes empresas por quebrantos de 2001 y 2002

Muchas empresas de la República Argentina se encuentran manteniendo una pelea con la Administración Federal de Ingresos Públicos, esta riña se deba a el manejo de los quebrantos impositivos que arrastran las empresas privadas desde la crisis de 2001 y 2002. La disputa es por más de $ 35.000 millones de crédito fiscal, los cuales pueden prescribir a fin de año si el gobierno no concede una prórroga. Recordamos que en las normas vigentes los quebrantos impositivos prescriben a los 5 años de ser provocados, por lo que durante cinco años las empresas pueden ir tomando en sus declaraciones de ganancias el quebranto.

Este monto surge del 35% de los $ 100.000 millones de quebrantos acumulados y en caso de que fisco lo de por vencido esas empresas deberán pagar Impuesto a las Ganancias a partir de 2007. Hasta antes de la devaluación, lo habitual era que las empresas declararan quebrantos a razón de $ 15.000 millones anuales, pero con la salida del «uno a uno» esto se multiplicó por diez. Y en los años posteriores, al mejorar la situación económica, las empresas privadas pudieron ir computando parte del crédito fiscal acumulado como pago a cuenta de Ganancias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *