Protesta del Campo

El campo realizó una fuerte protesta a la largo de toda la República Argentina, eligiendo como escenario principal en la provincia de Buenos Aires como La Matanza, Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos. La fecha y el lugar donde se realizó en acto principal fueron muy sugestivas ya que  coincidió con el primer aniversario del fracaso en el Congreso del proyecto oficial para establecer las retenciones móviles a la exportación de granos.

La Comisión de Enlace eligió a La Matanza, bastión electoral del kirchnerismo en la provincia de Buenos Aires, como escenario principal de la protesta tambera nacional. cuando solamente habían pasado 48 horas después de haber rechazado una invitación para participar en un acto junto con la presidenta, Cristina Kirchner, y luego de la reunión que la Comisión de Enlace del campo mantuvo con los máximos dirigentes de la oposición.

Eduardo Buzzi, presidente de Federación Agraria Argentina, FAA, uno de los dirigentes que encabezó la protesta en La Matanza dijo que: “Esta jornada nacional está marcando que hay que cambiar el rumbo, pero no sólo de la lechería, sino del país. Para que de cara al Bicentenario haya un país más racional, equitativo y con verdadera distribución de riqueza”.

La protesta se realizó frente al supermercado Wal-mart, en la ruta 3 y Camino de Cintura, se pudieron ver decenas de productores, dirigentes rurales y de movimientos sociales reclamando por un precio justo para los tamberos.

En el estrado improvisado, confluyeron además de  Buzzi,  Hugo Luis Biolcati,  presidente de la Sociedad Rural,  y los coordinadores nacionales de la Corriente Clasista y Combativa (CCC), Juan Carlos Alderete, y de la Federación Tierra y Vivienda Disidente (FTV), Jorge Núñez. Dos movimientos que también acompañaron al campo, el año pasado, durante el conflicto que tuvo con el Gobierno.

Según los ruralistas, hoy el tambero recibe 70 centavos por litro de leche, mientras que en el mercado minorista el precio asciende a $3,10 . Para que el negocio les sea rentable dicen que necesitarían recibir entre $1 y $1,20 .

Buzzi se quejo diciendo que: “Del precio que pagan los consumidores, sólo el 24% le llega al productor, y el 28%, a la industria”, agregando que:  “Casi la mitad de lo que pagan los consumidores se distribuye entre los supermercados y el Estado”.

Biolcati explicó que la situación era muy grave porque, desde 2003, se cerraron más de 5000 tambos: eso implica que se perdieron tres por día en la Argentina. Por eso, reclamó que se “impulsaran las exportaciones a través de un sistema de reembolsos”. Además, pidió “terminar con las trabas a los productos a la salida de fábrica, ya que si se liberara del manoseo que tiene este mercado, el productor podría recibir un peso por litro que es lo que está necesitando”.

Alderete dijo que: “Algunos se preguntan qué hacemos acá. ¡Hay una explicación!”, gritó Alderete. “Después de la línea divisoria que trazó el Gobierno, nosotros decidimos que vamos a estar de este lado, del lado de la producción”. Además, contó que, en La Matanza, hay 10.000 hectáreas de producción agropecuaria y por los tambos que se funden en la zona se pierden puestos de trabajo.

Mientras transcurría la protesta,  desde un camión, se repartían 4000 litros de leche en sachet, que vecinos y militantes de movimientos sociales recibieron mientras hacían cola. En todo el país, se repartieron 40.000 litros.

Muy diferente a lo que sucedió el año pasado durante el conflicto del campo,  al costado de las rutas se derramaba la leche que transportaban los camiones cisternas.

Los productores obsequiaron dos terneros de una semana de vida. Buzzi dijo que: “Los terneros y la leche regalada forman parte de un simbolismo. Queremos mostrar que tanto los productores como los consumidores son estafados”. Los animales fueron entregados a la CCC y al FTV.

Los ruralistas que participaron en La Matanza, se mostraron confiados en que pronto  recibirían soluciones para la crisis del agro. Buzzi dijo que: “Cada vez estoy más optimista con respecto al Congreso”, quién, el día anterior había estado reunido junto con sus compañeros de la Comisión de Enlace y los representantes de la oposición. “Creo que estamos cada vez más cerca de una solución. Lo que no podemos hacer es quedarnos quietos.”

En la provincia de Santa Fe, los tamberos fueron más duros que sus pares que manifestaron en La Matanza. Le solicitaron a la Comisión de Enlace que el viernes próximo dispusiera movilizaciones y bloqueos a industrias lácteas de todo el país si a partir de esa fecha no se obtienen respuestas favorables al reclamo de actualización del precio que recibe el productor.

Informe de la protesta del campo

  • Los productores se quejaron porque del precio final de la leche sólo reciben el 24%, la industria percibe el 28% y el resto se reparte entre el Estado y los supermercados. El precio justo para el productor sería entre 1 y 1,20 peso.
  • Buenos Aires. Además, de protestar en La Matanza, los productores se manifestaron en Mar del Plata, Trenque Lauquen, Pergamino, Villegas, Gral. Pinto, Ameghino, Bolívar y Lincoln.
  • Santa Fe. En la ciudad de Rafaela, se entregaron 1000 cajas de leche larga vida, acompañadas por un volante explicativo en el que se reclamaba un precio justo para los tamberos y para el consumidor. Además, en Rosario otra importante cantidad de cajas fueron destinadas a comedores escolares.
  • Córdoba. Frente al shopping Patio Olmos y en la periferia de la capital provincial, se distribuyeron unos 2500 litros, y en la Sociedad Rural de Río Cuarto, otros 10.000 a entidades de bien público. “Se está rompiendo un sistema de vida”, dijo Néstor Roulet, vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA).
  • Entre Ríos. En Paraná, el reparto de los productores fue por más de 1500 litros de leche.

La Nación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *