Buscar un nuevo empleo sin cometer errores

Un artículo publicado por Yahoo y realizado por Liz Ryan, asesora de temas laborales y  fundadora de AskLizRyan.com, plantea cuales son las cinco formas de no perder el tiempo al momento de buscar un nuevo empleo. La experta en temas laborales, muestra como ante un mercado laboral en baja, las maneras y recomienda evitar errores que, según ella asegura, producirán los peores resultados. Tratando de agilizar los trámites anteriores, evitando cometer estos errores.

Al momento de buscar un nuevo empleo y encarar una búsqueda de trabajo, la experta recomienda evitar estos cinco errores que producirán los peores resultados:

  • Repartir y esperar: La experta advierte que no hay que enviar el currículum vítae a ciegas y sin que haya sido solicitado, ya sea electrónicamente o de otro modo, a cualquier compañía sin hacer primero contacto verbal.

Liz Ryan,  dice que:  «repartir cartas de presentación genéricas y currículums idénticos en grandes volúmenes, y luego cruzar los dedos, es totalmente improductivo al buscar trabajo. Eso no funciona y no ha funcionado en diez años o más». Recomendando establecer una conexión antes de enviar una carta de presentación adaptada a la compañía e incluso adaptar el CV si así lo requiere una vacante.

  • Hacer filas en Servicios eventuales:  Ryan admite que: «es triste decirlo, pero la mayoría de las ferias de empleo son una pérdida de tiempo. Hay que evitar aquellas que sean enormes y masivas, donde una inmensidad de compañías tienen puestos y, sin embargo, nadie recibe CV».

Recomendando recurrir a la red de contactos para saber si alguien puede recomendar ferias que valgan la pena. Advirtiendo que:  «Hay que averiguar antes de dirigirse a una feria de empleo, o de lo contrario el candidato se arriesga a perder el tiempo y a que su ego sea golpeado».

  • Obtener Títulos que nadie quiere: Ryan dice que: «Es común sentirse poco seguro de sus habilidades si se le está dificultando conseguir trabajo, pero no se apresure a gastar dinero en algún entrenamiento adicional a menos de que esté seguro de que producirá resultados mejorados».

Y a continuación revela que:  «antes de inscribirse a un programa para la certificación de un entrenamiento, es necesario verificar las vacantes para asegurarse de que las compañías lo están pidiendo. No tiene sentido invertir tiempo y dinero en una certificación que nadie quiere».

Según la opinión de la especialista en Recursos Humanos: «si una institución educativa insiste en venderle el curso, el interesado debería preguntarle a la gente en la escuela que realiza la certificación, ‘¿qué compañías locales contrataron a sus egresados en el último año?’. Si no pueden contestar, hay que huir».

  • No pagar sumas de dinero: No hay que darle dinero a cualquier tipo de reclutador ni firmar un contrato donde se acceda a hacerlo. Afirmando que: «Los verdaderos cazatalentos, también conocidos como consultores de búsqueda de empleo o reclutadores externos, no aceptarán dinero. Las compañías les pagan para que llenen vacantes».

Ryan, advierte que.  «si un reclutador llama o envía un correo electrónico a un interesado para decir que cuenta con vacantes y luego lo invita a la oficina para una sesión de orientación y le presenta una variedad de servicios de asesoría profesional, debería salir corriendo. Los verdaderos profesionales de la búsqueda de trabajo no aceptarán ni un centavo de sus candidatos».

  • No inscribirse en ningún servicio de envió masivos de CV:  Esta táctica anticuada -y desesperada- desalienta por completo a quienes podrían contratar al interesado y tiene cierto aire de correo chatarra. En este punto. Ryan dice: «Los servicios que envían cientos de currículums podrían haber valido la pena hace 20 años.»

Añadiendo que: «Actualmente, son algo peor que inútiles, porque irritan a las compañías que reciben currículums no solicitados. Hay que olvidarse de los servicios de envío masivo de currículums y realizar la propia investigación cuidadosa para ponerse en contacto con las personas a cargo de tomar decisiones, con mensajes que de hecho quieran escuchar».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *