Anses continúa con la suspensión de la fe de vida

La Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) ha decidido volver a prorrogar la suspensión de la fe de vida para los jubilados, pensionados y titulares de pensiones no contributivas (PNC). La medida que entró en vigencia el 1° de marzo pasado también será aplicada en los meses de mayo y junio. De esta forma se desalienta que los adultos mayores concurran a los bancos durante el aislamiento social, preventivo y obligatorio.

La normativa vigente establece que los jubilados y pensionados cumplan con la acreditación de supervivencia con la regularidad que establezca la entidad bancaria pagadora.

Con el fin de facilitarles la vida a los adultos mayores, los bancos ha simplificado la realización de esta gestión. En algunos de ellos no es necesario ir a una sucursal y se da haciendo una compra con la tarjeta de débito asociada en supermercados o farmacias.

Sin embargo, la emergencia sanitaria llevó a que Anses decidiera suspender la fe de vida para evitar que los jubilados y pensionados, que integran el grupo de riesgo del coronavirus, salgan de sus hogares. De acuerdo a lo informado, la gestión no tendrá que hacerse hasta junio garantizando que los haberes, durante este tiempo, no regresen al organismo previsional.

La fe de vida se requiere con la finalidad de evitar que se produzcan cobros indebidos de ciudadanos fallecidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *